Escudo CicloAxarquía Colabora: olinet.es

Crónica

15-ago-2004

Canillas de Aceituno

" Vaya con la fuentecita "

Con la intención de no maurar en exceso, partieron los siguientes valientes:

  • Juan
  • Alfonso
  • Sebastián
  • Rafa

Hoy echaron en falta a Ramón. El pobre ahora ha tenido un porrazo con la moto. Esperamos que ese esguince no sea más que un rasguño y retome los maures para a final de año batir de nuevo el record de Olías.

Había incertidumbre con a asistencia de Alfonso, ya que tenía la máquina en la UVI revisándole la trócola y esas cosas. En feria los negocios dejan de ser tales, así que lo mismo se presentaba con la babosa o con una flaca prestada. Al final consiguió abrir la puerta de la tienda y pillar su burra.

Juan llevaba desde las 8:00 en la calle dando vueltas. Aunque está de vacaciones no pierde la costumbre de madrugar. A las 8:35 arrancaron. El ritmo era el habitual, controladito. Pasados unos metros llegó Alfonso en coche. A pesar de los calores de la semana, los domingos tempranito está amaneciendo con cierto fresquito.

Por la N-340 se veían algunos globeros calentando motores. Algunos se pegaban a la estela de CicloAxarquía, incluso fueron invitados a maurar a Canillas, pero no gustaron. Antes de Torre del Mar se encontraron de frente con Sebastián quien fue a la caza del pelotón. Una vez todos preparados comenzó la guasa.

Cada tachuela que se divisaba en lontananza era una serie de entrenos para Alfonso. En lugar de aflojar, sin darse cuenta aprieta. Con estos meneos, el calentamiento llega enseguida. Al cruce de Benamocarra llegaron en 50 minutos.

En los toboganes también hubo algo de fiesta. Sebastián es un tío bastante “preparao” y mantuvo los envites de Alfonso. Rafa se “jartó” y en una de las rampas la subió a 25 km/h. En las bajadas siempre se esperaban.

Pero tras los aperitivos viene el plato fuete: el primer kilómetro a Canillas. Eso es una cosa que la primera vez entras con el cambio mal. La segunda demasiado blando. Las siguientes ya vas metiendo el diente propio a tus posibilidades. Los maurómetros gastan pilas a pares. Alfonso y Sebastián ponen un ritmo importante, el primero con el 23 mientras el segundo con el 25 al estilo Ramón (como él dijo). Rafa se olvidó de ponerla dura y mauró un poquito llegando a meter la reductora en los últimos kilómetros. Juan era consciente de que mañana tocaba el Boquete de Zafarraya y no entró al trapo.

Al final llegó Alfonso, con tiempo suficiente para bajarse a salvar a un camaleón del tráfico. Luego Sebastián. Más atrasado Rafa y tras él Juan. Destacar a un globero de menos de 50 kilos que con una babosa con ruedas lisas de 1,5” les pegó un pasón como si fuera un profesional de veraneo. Le preguntó a Rafa por donde le recomendaba volver, indicándole el camino de Sedella-Salares-Puerto Carboneros-Arenas-Vélez.

En la fuente ocurrió algo curioso. Siempre han tomado agua de la misma fuente, pero hoy los sabios del lugar aconsejaron no beber esa agua (cuando Alfonso y Rafa ya se habían “tragao” un bidón) ya que habían encontrado ratas muertas. Luego, otro señor dijo que la única diferencia es que esa fuente tenía cloro y la otra no, era solo de manantial. Así que con ese mal rollo estomacal bajaron a desayunar a Trapiche.

La vuelta estuvo animada, con relevos entre 42-48 km/h. Pero olvidaron explicarle a Sebastián que el café esperaba en Trapiche, así que siguió dando relevos con Alfonso hasta que lo pararon a gritos.

Una vez repuestitos continuaron, pero esta vez con un ritmo más llevadero. Los relevos eran frecuentes. Sebastián avisó que hoy continuaría en grupo hasta el cruce de Cajiz, pero el cachondeo de la Kaka estaba por venir. El ritmo de llaneo rondó los 37 km/h, incluso con Juan metiéndose en el relevo importante de la Kaka, pero en lugar de adelantar Rafa por la izquierda lo hizo por el arcén por el tráfico, con el ánimo de dar un relevo. Alfonso se puso cachondo y se fue a por los puntos. Rafa, algo más repuestito por el bocata metió la tranca y se pasó la pancarta de la meta volante. Se reagruparon en el camping y se despidieron de Sebastián, refrigerando las turbinas a una media de 30.

El tiempo total fue de 3 horas. Mañana lunes vuelta a la carga a las 8:00 con destino Ventas de Zafarraya.

Cronista: Rafa.

Grupo amigos ciclistas La Axarquía bicicleta carretera Rincón de la Victoria Torre del Mar Vélez Torre de Benagalbón